×

Comprar

×


Añadir a la cesta
×

Este artículo se ha añadido a sus artículos guardados. El artículo se ha añadido a la cesta.

Ver Artículos Guardados () Seguir comprando Ver La Cesta () Finalizar Compra

Create an account or sign in to your Tiffany.com account to permanently save this item to your Saved Items.

Al utilizar nuestro sitio web, usted acepta el uso de las cookies. Para cambiar las preferencias de cookies, consulte nuestra Política de cookies.
×

Back to Top Back to Top

El viaje de un diamante Tiffany

Apreciados desde el mismo momento en que son extraídos de la tierra, los diamantes Tiffany seleccionados para nuestros anillos de compromiso son puestos en manos de artesanos altamente cualificados, que transforman la piedra sin pulir en una gema de refinada belleza. Los diamantes que tallamos y pulimos en nuestros vanguardistas talleres garantizan nuestro respeto por los lugares y las personas que nos suministran tesoros de belleza tan espectacular.

PASO UNO

MINERÍA RESPONSABLE

La protección de la naturaleza que inspira a nuestras joyas está muy presente en la cultura de Tiffany. Como líder del lujo sostenible desde hace mucho tiempo, Tiffany defiende el establecimiento de estándares para la extracción ética de diamantes en todo el mundo. A diferencia de otros joyeros, nosotros obtenemos nuestros diamantes y metales preciosos en bruto a través de relaciones directas con las minas de extracción, ya que la trazabilidad es la clave para garantizar la explotación de minas de manera responsable a nivel social y medioambiental.

Para fomentar prácticas de minería más rigurosas y responsables, apoyamos desde el principio el Proceso de Kimberley y contribuimos a la fundación de la Iniciativa por una minería segura y responsable (IRMA, Initiative for Responsible Mining Assurance), una organización que avanza de manera significativa en el establecimiento de estándares en la minería mundial.


A lo largo de los años nos hemos opuesto a la explotación de nuevas minas en lugares de alto valor ecológico o cultural en donde la minería jamás debería explotarse, como el Parque Nacional de Yellowstone y la bahía Bristol en Alaska.

PASO DOS

TALLADO

Una vez que un diamante en bruto es considerado como apto para Tiffany, se envía directamente a nuestro taller de talla de diamantes. Aquí es donde la piedra adquiere forma en las manos de un experto de Tiffany, que sigue un exclusivo plan geométrico para mostrar el esplendor natural del diamante.

99,96 %
Tiffany rechaza el 99,96 % de los diamantes del mundo.

La precisión de la talla es el factor más importante a la hora de determinar la belleza de un diamante, por lo que la experiencia técnica, la exactitud y la destreza del artesano son fundamentales. Muchos de los talladores y pulidores de Tiffany aportan décadas de experiencia artesanal a su trabajo.


Desde el más pequeño diamante "melee" hasta el más grande de los diamantes Tiffany se tallan para potenciar el brillo, la dispersión y el destello. Los talladores de Tiffany son más que artesanos, son verdaderos artistas.

PASO TRES

PULIDO

Una vez que se determina el plan geométrico específico de un diamante, un pulidor experto de nuestro vanguardista taller se encarga de él. Los talleres de Tiffany imparten importantes programas de formación y ofrecen empleo en las comunidades locales.


Con gran satisfacción contratamos artesanos locales e invertimos en las habilidades tanto artesanales como administrativas de los trabajadores y en el potencial económico de las regiones en donde trabajamos.

94 %
El 94 % de los pulidores contratados en nuestros talleres de Botsuana proceden de la comunidad local.

En esta etapa del viaje de los diamantes, un pulidor de Tiffany utiliza una rueda de pulido espolvoreada de cristales de diamante para acentuar el esplendor, la simetría y el brillo interno de la piedra recién tallada. Una vez que se haya examinado minuciosamente cada faceta de un diamante Tiffany, este estará listo para su calificación.

PASO CUATRO

CALIFICACIÓN

La siguiente fase del itinerario de un diamante Tiffany es el laboratorio gemológico de Tiffany, nuestras instalaciones para la calificación de diamantes ubicadas en Nueva York. Cada diamante se inspecciona para garantizar que las 4 C están a la altura de los estándares de Tiffany. Si cualquiera de las medidas no es exacta incluso en una fracción de milímetro, el diamante se envía a tallar y pulir de nuevo hasta que alcance todo su potencial.

1.300 es el número estimado de veces que se inspecciona un diamante Tiffany, desde la piedra en bruto hasta el anillo acabado.
PASO CINCO

ENGASTE

Finalmente, el diamante está preparado para ser engastado. Dado que cada diamante Tiffany es único, cada engaste se elabora de manera excepcional para que el diseño final sea merecedor del diamante.


Un engastador de Tiffany elabora una montura en platino, oro de 18 quilates u oro rosa para sujetar la piedra en la faja con delicadeza, de forma que la luz pueda entrar y salir libremente del diamante, liberando todo un espectro de preciosos colores. Cada garra y cesta se ajusta de manera individual para mostrar la belleza de la piedra, lo cual requiere de gran precisión, elegancia y cuidado.

Antes de colocar la piedra en el engaste final, el pulidor de joyas repasa cada superficie con un pequeño tampón para asegurarse de que el resplandeciente metal precioso luce tan espléndido como el diamante que resalta. Este esmero en el cuidado de los detalles conforma nuestra marca, y es otro modo distintivo de Tiffany en el tratamiento de cada diamante como la verdadera obra de arte que es.

Toda una vida de felicidad

Una vez que se establece la calificación de un diamante Tiffany, este recibe un número de serie que se graba mediante láser y que es invisible a simple vista. Esta singular inscripción permite su seguimiento mediante el certificado de diamante Tiffany, que a su vez está respaldado por una garantía para toda la vida. Otros informes de diamantes, incluidos los del Instituto gemológico americano (GIA, Gemological Institute of America), no contienen tales garantías e incluso contienen limitaciones de responsabilidad. Tiffany se hace responsable de la precisión de las calificaciones de sus diamantes de por vida, garantizando que un anillo de compromiso Tiffany conservará su singularidad como la promesa que se realizó en el momento de ser concedido o recibido.

PASO SEIS

LISTO PARA SU CAJA AZUL

Tras un largo viaje por todo el mundo y al cuidado de expertos de Tiffany durante todo un año, un diamante Tiffany está listo para introducirse en su caja azul.


VER TODOS LOS ANILLOS DE COMPROMISO